Wally Swain. Consultor

Por: Departamento de Comunicaciones ACIEM

En el marco de ACIEMTELECOM 2018, evento organizado por la Asociación Colombiana de Ingenieros ACIEM Cundinamarca,  Wally Swain, consultor socializó con los asistentes los desafíos que tiene el país en materia de conectividad.

 En entrevista con ACIEM el consultor expuso las debilidades que aún prevalecen en el sector TIC y el enfoque que debe tener el país para mejorar en materia de penetración a Internet.

ACIEM: ¿Cuáles son las debilidades del sector TIC en Colombia?

Wally Swain: Un factor importante es la infraestructura, el acceso a la tecnología. Otro aspecto es su uso. Pero definitivamente estamos muy atrasados en penetración de Internet, en el uso de computadores en el hogar y penetración de banda ancha móvil y fija.

ACIEM: ¿A qué atribuye ese rezago en materia de infraestructura?

Wally Swain: Existen dos aspectos, uno es la dificultad que los operadores han tenido para llegar con infraestructura en algunas partes del país, especialmente en las ciudades terceras y cuartas.

Hay 1200 municipios en Colombia y cuando se está ubicado en las ciudades que tienen menos de 100mil personas la cobertura es realmente mala y en parte de esto es económico y parte físico.

En la parte física trabajamos con Gobierno anterior la red dorsal pero en este momento hay una falencia en el plan negocios y por eso el fondo de esta situación radica en el área económica. El costo de prestar estos servicios es alto y cuando uno está pensando en ofrecer banda ancha en zonas rurales o ciudades más pequeñas, es difícil encontrar un básico crítico para justificar la inversión y ofrecer precios competitivos.

ACIEM: ¿Cuál es el enfoque que debe tener el sector TIC en Colombia durante los siguientes años para generar dinamismo?

Están atacando varios puntos fundamentales: estabilidad en la parte regulatoria y es dar la seguridad a los inversionistas que su dinero no se verá perjudicado por los reglamentos de un momento a otro. El enfoque del Gobierno por bajar la tramitología y mejorar los sistemas regulatorios es bienvenido e importante  pero lo más difícil es que estamos tratando de subir el uso de esas tecnologías para hacerlos absolutamente esenciales para las personas en un ambiente donde la distribución de ingresos es muy desplazado de un lado a otro.

Pienso que los retos especialmente para el país no son tecnológicos, son aspectos económicos y sociales y aquí el rol más importante lo desempeña el Gobierno y en una menor medida los operadores de telefonía móvil o fija, pero es un reto profundo y complejo de resolver.